Hablar durante el sexo potencia el deseo (y mucho)

Hablar durante el sexo, ¿estímulo o corta rollos?

“Decir lo que sentimos mientras hacemos el amor puede multiplicar el deseo y excitación “

Llegado el momento, estamos con nuestra pareja haciendo el amor, y entre besos y caricias nos susurra al oído “háblame…” en ese momento, a alguno le habrá pasado, quedarse absolutamente mudo.

No nos referimos al ”dirty talk”.No tienen por qué ser palabras sucias para “poner cachondo” a la otra persona, aunque para gustos no hay nada escrito, puede ser tanto para indicar lo que nos gusta que nos hagan, como para contar nuestras fantasías y enriquecer el momento o incluso solo guiar al compañero y decirle lo bien que lo está haciendo y como estamos disfrutando.

Entre la excitación y la incomodidad

Decir palabras algo más cañeras o sucias no significa que no sea sexy el acto sexual, y no se disfrute. No es nada ridículo, no hay que pensar eso. Todo lo contrario.

Pero es cierto que cuando nos piden las cosas, algo en nosotros se bloquea al acto, y sobre todo en una situación tan “comprometida”. Nos deja cortados, porque suele pasar que a uno le guste más que a otro. Por eso es mejor hablar esto desde” fuera” para luego no sentirnos incómodos. La incomodidad y vergüenza son los peores compañeros que nos llevamos a la cama, ya que no nos van a dejar disfrutar del acto en sí, ni de la pareja plenamente.

Bien, pues os diré que unas palabras bien dichas, entre gemidos y respiración acelerada, pueden hacer crecer el grado de excitación en ese momento hasta límites que no imaginábamos. Y que tras perder esa vergüenza que puede provocar al principio el hablar, se puede llegar a tener una complicidad impresionante con la pareja, y llevar el sexo a otros campos más completos.

Y tras perder esa vergüenza que puede provocar al principio el hablar, se puede llegar a tener una complicidad impresionante con la pareja, y llevar el sexo a otros campos más completos.

Puede ser tanto para indicar lo que nos gusta que nos hagan, como para contar nuestras fantasías y enriquecer el momento o incluso sólo guiar al compañero y decirle lo bien que lo está haciendo y cómo estamos disfrutando.

Podríamos poner algunas frases, las que supuestamente son mas dichas , pero creo que cada uno debe sacar de sí mismo lo que le salga y no ir con la moda.

Déjate llevar en tus relaciones sexuales

Desde mi punto de vista, me parece algo muy recomendable para las parejas para enriquecer el acto sexual, eso sí, siempre estando de acuerdo entre ambos. Así que si te apetece añadir “sexo oral”, primero coméntalo con tu pareja, hacedlo poco a poco, sutilmente, para ver si funciona, que es muy posible que sí, y lanzaros a contar una fantasía secreta, algo que os gustaría compartir en un futuro, algo que recordéis que os excitara a los dos, guiar y decir lo buen amante que es, y dejar que la voz al hablar se pierda debido al placer que estáis sintiendo.

¿Necesitas inspiración? Una buena sesión de sexualidad no está demás. Aunque ya te adelanto que la imaginación es la mejor arma. 

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *